Rolando Astarita [Blog]

Marxismo & Economía

Grecia: sin ilusiones en victorias “de papel”

with 31 comments

El domingo 5 de julio se realizó el referéndum convocado por el gobierno de Syriza, para decidir si se aceptaban las condiciones impuestas por la troika (el Banco Central Europeo, el Fondo Monetario Internacional y la Unión Europea) para renovar los préstamos. Como es conocido, se impuso el rechazo con el 62% de los votos.

El triunfo del “No” fue caracterizado por gobiernos latinoamericanos, movimientos y partidos nacionalistas, y la mayor parte de la izquierda, como un gran triunfo. “Los trabajadores y el pueblo griego derrotaron las presiones del imperialismo, de los banqueros y de la patronal griega y su campaña del miedo”. “La troika ha sido derrotada”. “El pueblo griego le dijo No a los buitres”. Palabras más, palabras menos, estas expresiones fueron generalizadas. Sin embargo, conocidos los resultados del referéndum, los líderes de la troika afirmaron que no retomarían las negociaciones si Tsipras no presentaba una oferta “realista”. Y el BCE dijo que no aumentaría la asistencia a los bancos griegos, a la vez que endureció las condiciones de los préstamos. Dada la presión sobre los depósitos, y la escasez de cash, los bancos griegos continuaron cerrados toda la semana. Paralelamente, las encuestas decían que la mayoría de los griegos desea permanecer en el euro.

Finalmente ayer, 9 de julio, el gobierno de Tsipras presentó una nueva propuesta, que es muy similar a la que se rechazó en el referéndum. A fin de que se tengan los elementos de juicio:

Objetivos fiscales: están alineados con la exigencia de la troika; el superávit primario (esto es, sin pago de los servicios de la deuda) pasaría del 1% del PBI en 2015 al 3,5% en 2018.

Impuestos: el gobierno griego acepta eliminar descuentos del 30% en el IVA gradualmente en las islas, hasta 2016 (la troika exigía que fuera inmediatamente); establece el IVA en el 23% como pedía la troika, aunque uno reducido del 13% para hoteles y 6% para productos farmacéuticos, libros y teatro. El gobierno acepta aumentar los anticipos de impuestos a los ingresos de las empresas para fines de 2017 (los acreedores pedían que fuera desde fines de 2016); eliminar el tratamiento impositivo preferencial a los granjeros desde 2017 (la troika también quería que fuera desde 2016). También se compromete a crear una agencia de recaudación autónoma, como exigían los acreedores.

Pensiones: acuerda con los acreedores en eliminar los beneficios de pensiones anticipadas; prevé ahorros en pensiones de 0,25% a 0,5% del PBI en 2015 y 1% en 2016, que era la propuesta previa. Acepta elevar la edad de jubilaciones a 67 años para 2022 (si una persona tiene 40 años de aportes al sistema puede jubilarse a los 62). Acepta implementar una cláusula de “déficit cero” para fondos suplementarios; la diferencia con la propuesta de la troika es que esta quería que se aplicara inmediatamente y el gobierno pide hacerlo desde octubre. Grecia también acepta suprimir una asignación suplementaria a pensiones bajas para fines de 2019 y empezar a disminuirlas desde marzo de 2016, en lugar de hacerlo desde ahora, como pedía la troika. Acepta la exigencia de los acreedores de elevar las contribuciones de los jubilados al sistema de salud del 4% al 6%.

Gasto militar: el gobierno griego propone cortar el gasto militar en 100 millones de euros en 2015 y 200 millones en 2016. Los acreedores piden que sean 400 millones inmediatamente. Como compensación, el gobierno propone aumentar los impuestos a los yates de lujo.

Legislación laboral: el gobierno acepta la exigencia de la troika de no tocar los cambios que ya se hicieron en el mercado laboral. Y se compromete a revisar las regulaciones laborales, incluidos los convenios colectivos, según los estándares de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo.

Privatizaciones: se pondrán en venta las acciones del Estado en Hellenic Telecommunication Organization y se acepta la venta de aeropuertos regionales.

Como puede verse, los cambios con relación a la propuesta anterior de la troika son apenas perceptibles. La mayor variante está en que Grecia pide un préstamo de 53.500 millones de euros por tres años (la troika ofrecía 15.000 millones) y acepta, a cambio, estar bajo la tutela de la UE hasta 2018.

Sin ilusiones en victorias “de papel”, ni en socialismos burgueses

La propuesta del gobierno griego está siendo discutida, al momento de escribir esta nota, en el Parlamento. El ala izquierda de Syriza –40 parlamentarios sobre 149- estaría rechazándola, y propone salir del euro. Pero Tsipras se acaba de dirigir al Parlamento diciendo: “Tenemos mandato del pueblo griego para traer un acuerdo mejor. No tenemos mandato para sacar al país de la eurozona” (tomado del sitio web del New York Times, 10/07/15). Esto es, las alternativas son salir del euro –una salida capitalista “a lo Argentina 2001”-, que parece perder terreno; o aceptar, con variantes menores, el esquema de la troika (que es aceptado también por buena parte del establishment griego). Como dice el dicho, “de la sartén al fuego”.

En este sentido, la nota anterior afirmaba: “…con el referéndum que se ha convocado el Gobierno pone al pueblo en la alternativa de elegir entre la permanencia en el euro, con el costo de la aceptación de las condiciones de la troika, o la vuelta al dracma. Todo hace pensar que se trata de un chantaje para que la gente vote la permanencia en el euro, y acepte más ajuste. En cualquier caso, las dos alternativas se mantienen en los marcos del capitalismo, y ninguna pondrá fin a los padecimientos. Cualquiera de ellas significa más explotación”.

Esta afirmación, junto a mi caracterización de la política de Syriza como un “remedo del ‘socialismo burgués’ que criticaban Marx y Engels”, ha suscitado un rechazo bastante virulento de alguna gente. Es que muchos izquierdistas creen firmemente en las “victorias antiimperialistas” de papel, y están dispuestos a abrirle crédito al primer oportunista que se cruce por su camino. Como siempre, el pretexto es el “apoyo crítico para acompañar la experiencia de las masas”. Lo cual queda muy elegante y es lo “políticamente correcto” por excelencia.

Pero los inversores no se impresionaron demasiado con la “victoria antiimperialista” del referéndum. El lunes y martes los mercados apenas estornudaron por el asunto griego (más impacto tuvo la caída de China), y hoy viernes están aplaudiendo con una suba de los precios la propuesta del gobierno de Syriza. Por supuesto, es prematuro predecir cuál va a ser el desenlace final (la propuesta tiene que ser aceptada por los 19 países del euro, Alemania en primer lugar). Sin embargo, es significativo que Donald Tusk (presidente del Consejo Europeo), el FMI y los gobiernos de Obama y Hollande, hayan planteado que es posible y necesario llegar a un acuerdo. En palabras de Tusk, “una propuesta realista de Atenas debe ser emparejada con una propuesta realista de los acreedores para la sustentabilidad de la deuda”.

Por eso todo indica que se estirarían los plazos de pago, y se negociaría algún más o menos en ítems particulares. En este respecto, el ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schaube, reconoció que es necesaria una reestructuración de la deuda bajo la forma de prologanción del plazo de reembolso y reducción de intereses.  Se trata entonces de una discusión acerca de qué tajada corresponde a cada uno, y hasta dónde se puede tirar de la cuerda. Y con algunas cuestiones en disputa que no atañen a los trabajadores; por ejemplo, los gastos militares o los impuestos a los yates de lujo, y similares (por eso es una abstracción hablar sin más del “pueblo griego”, por encima de las clases sociales).

Desde el punto de vista político –y también ideológico- reafirmo entonces que lo importante es no depositar ilusiones en las “habilidades” del reformismo burgués, aunque se disfrace de “socialista”. La maniobra de Tsipras con el llamado al referéndum para rechazar la casi misma propuesta que ahora presenta a la troika, encierra esa enseñanza: no hay que engancharse en los carros del triunfalismo pequeño burgués “progre” y fácil. O triunfalismo de papel, como lo llamé más arriba. Hay que entender que las relaciones sociales de producción y de cambio no se modifican con referéndums. Las relaciones sociales ejercen una coerción objetiva que, en situaciones de crisis capitalistas, solo se vencen con la fuerza. Para que lo entienda cualquier reformista “ad usum”: hoy no hay referéndum griego que obligue a un banquero alemán o francés a poner euros en un banco griego, si no está decidido a hacerlo. Y no hay forma de enfrentar una crisis del nivel de la griega con papeletas electorales.

En alguna nota anterior planteé que la izquierda debería tomarse en serio una recomendación de Marx: aprender a luchar sin ilusiones. Entendiendo por “ilusión” una esperanza sin fundamento real de lograr lo que se anhela. Para esto, lo primero es presentar las cosas de forma realista. Es que no hay nada más desmoralizador que llevar a las masas a callejones sin salida. Y no hay nada más estúpido que convertirse en comparsa por izquierda de la desmoralización organizada. Es el primer paso, además, para avanzar hacia la independencia de clase.

Descargar el documento:
[varios formatos siguiendo el link, opción Archivo/Descargar Como]:
Grecia: sin ilusiones en “victorias de papel”

Written by rolandoastarita

10/07/2015 a 16:50

Publicado en Economía

Tagged with , , , ,

31 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. ¿Pero cómo? ¿Y el golpe que le asestamos al imperialismo yankee obligandolo a levantar el bloqueo a la isla? ¿Y este otro ejemplo de moral y ética; de ejercicio democrático del pueblo griego? Algunos parece que sólo pretenden criticar.
    Perdón la ironía, pero quería aportar algo de humor a la “incomoda” verdad de tu articulo Rolo.

    Me gusta

    arístides

    10/07/2015 at 18:44

  2. Buenas noches compañero profesor. Qué opinión le merece a usted, lo que plantea Michael Roberts en el siguiente artículo:

    https://thenextrecession.wordpress.com/2015/07/05/no-but-what-now/

    UN saludo y gracias.

    Me gusta

    SWPM

    10/07/2015 at 21:31

    • Coincido en líneas generales con el análisis de la situación económica y las salidas posibles.

      Me gusta

      rolandoastarita

      11/07/2015 at 16:31

  3. Arístides. Por fuera de las referencias bíblicas de los altamiristas (‘David le ganó a Goliat’) es impresionante la nueva ola de euforia triunfalista en la izquierda con el plebiscito.
    Acabo de repasar titulares (Enorme triunfo del NO y similares).
    Debe ser la dialéctica ‘triunfo-derrota’ de la que hablaba N. Moreno, vale decir, triunfos que se convierten en derrotas medio milisegundo después. Curiosa dialéctica.
    En fin. ‘Ni reír ni llorar, comprender’ decía Baruch Spinoza.

    Me gusta

    AP

    11/07/2015 at 10:39

    • En cuanto salio el resultado del referendum, yo dije que la “enorme victoria” no era tal, que el resultado era positivo porque abrìa la ventana a que la Troika cediera en algunos de sus puntos de recortes màs fuertes, (es decir, a una “austeridad moderada”) pero nada màs. Esta apreciaciòn llevo a que me tildaran de ultraizquierdista “que solo puede ponerse contento con la revoluciòn”, e incluso me dijeron “que estaba fatal” (de la cabeza, se entiende). Al final la cosa fue todavìa peor de lo que yo dije, porque lo que se acaba de aprobar en el parlamento es aùn peor que lo que se rechazo en referendum. Los que me decìan estas cosas ahora guardan silencio sepulcral.

      Me gusta

      David

      11/07/2015 at 11:36

    • En el sitio del IADE (es pro gobierno K), A. Domenech, G. Buster y D. Raventos, a propósito del referéndum griego, escribieron:
      “La noche del pasado domingo entramos en una nueva época histórica en toda Europa. Y el viento sopla ahora de empopada: los fuertes ya no son capaces de hacer cuanto pueden y los débiles no están ya dispuestos a sufrir cuanto deben”.
      Nueva etapa histórica“. Nada menos; no es moco de pavo.

      Me gusta

      rolandoastarita

      11/07/2015 at 15:03

  4. Concuerdo al completo con el detalle y el fondo del post.No es fácil encotrar en los medios de izquierda de hoy una posición tan nitida de lo que debe aportar un progresista revolucionario. Sea marxista o lo que quiera ser. Para ser justo, Angeles Maestro, de Corriente Roja en España, ha llegado a las mismas conclusiones sobre Grecia en un médio de comunicación español en días anteriores. El poder economico no sólo ha arrasado, y seguirá haciendolo, a paises enteros desde mediados de los ochenta. También ha subido a su carro (via prebendas, corrupciones,..) a la mayoria de los intelectuales, dirigentes políticos y sindicales que uno puede ver.
    ”Hay que entender que las relaciones sociales de producción y de cambio no se modifican con referéndums. Las relaciones sociales ejercen una coerción objetiva que, en situaciones de crisis capitalistas, solo se vencen con la fuerza. Y no hay forma de enfrentar una crisis del nivel de la griega con papeletas electorales.” Ok, es decir es insuficiente la via negociadora y reformista de referéndums, papeletas electorales,etc… y la salida es la via de la fuerza. Me es valido y muy certero este párrafo. Yo puedo llegar a usar los términos revolución, ruptura e insurgencia, pero ese el camino.La condiciones objetivas de la relaciones de producción, son imperativos economicos. Son leyes materiales que ni los individuos y clases sociales se pueden saltar: si una de las clases posee el 80 % de la riqueza ( medios de producción principalmente) se produce si o si la explotación y transferencia de rentas (acumulacion por desposesión) en todos los casos. No hay ninguna evidencia empírica en lugar o època que lo niegue. Como no se tenga claro que lo que determina la explotación y abuso es precisamante esa fatal distribución de la riqueza, la ciudadania caeremos continuamente en esas falsas ilusiones que se convierten siempre en pasos atras.
    Grecia, mejor dicho sus clases medias y bajas, seguirán sufriendo los proximos años la misma o peor miseria a la vista de las reformas que aceptará Syriza. Cualquier economista sabe que los medidas propuestas por la Troicka profundizarán en la recesión. Por su bien, y el nuestro, esperemos que los griegos lleguen a apreciar en su momento que su solución no es un nuevo referendum.

    Saludos,

    Me gusta

    antonio

    11/07/2015 at 13:57

  5. David. Dudo de que guarden un silencio sepulcral. Ahora vienen las válvulas de escape… pero también advertimos….lo que no significaba…. en el renglón 42 del artículo que no lee nadie dijimos…. El verso del trotskismo argento da para cualquier cosa.

    Me gusta

    AP

    11/07/2015 at 14:41

  6. Interesante para ver: http://www.po.org.ar/videos/politicas/jorge-altamira-sobre-la-situacion-en-grecia. Jorge Altamira desde el bunker de campaña, explicando como el NO en el referendo griego es más importante que las elecciones en Argentina. Lo compara con el rechazo de los griegos al ultimatum de Mussolini en 1941 y lo decreta como el comienzo de la revolución antimperialista en Grecia (No había empezado ya?)

    Me gusta

    AP

    11/07/2015 at 15:25

    • No conozco a los trotskistas ni la mitad de bien de lo que los conocereis los argentinos, pero me da que uno de los problemas que tienen es que ven revoluciones en cualquier cosa. Me recuerdan a los que dicen ver a Jesucristo o a la Virgen Marìa en cada humedad de la pared de su casa. De todas formas, son bastante màs potables que lo que pulula hoy por Europa. Cuando menos hablan de cuestiones como el control obrero de la producciòn, un gobierno de los trabajadores (por ambiguo que sea esto), planes econòmicos debatidos por los obreros y se identifican claramente con la izquierda.Aqui hay que aguantar a una izquierda que habla de “empoderar a la ciudadanìa”, “gobernar para la gente” (parece ser que los partidos burgueses gobiernan para los reptilianos) y que en definitiva nunca jamas adopta la màs minima perspectiva de clase. Todo esto coronado por un programa abiertamente socialdemocrata y una estrategia consistente en ganar las elecciones como objetivo màximo.

      Me gusta

      David

      11/07/2015 at 19:01

    • Compañero, que el anti-trotskismo no lo ciegue y lo haga tergiversar las palabras de Altamira, que es el primero en decir que la rebelión popular (no revolución) no se ha desarrollado políticamente para que las masas entiendan la necesidad de la toma del poder. Por otra parte Savas Matsas en la última Prensa Obrera advierte que el peligro mayor no está en la derecha imperialista sino en la propia dirección de Syriza.
      Lo que no termino de entender completamente es si ud cree correcta la política del PC de llamar a votar en blanco.
      “aprender a luchar sin ilusiones. Entendiendo por “ilusión” una esperanza sin fundamento real de lograr lo que se anhela”. Abstenerse, no parecería ser sinónimo de luchar, como tampoco rechazar las imposiciones de la troika y la ue signifique crear esperanzas en Syriza ¿Cuál sería, desde su criterio, el rumbo que debe adoptar un partido de trabajadores para la lucha en curso?

      Me gusta

      Martín

      11/07/2015 at 23:30

    • Yo no soy trotskista, pero tampoco antitrotskista, me parece un poco fuerte esa palabra. Lo que hice fue una critica en un tono algo sarcastico a lo que pienso es una tendencia del trotskismo a exagerar el alcance real de las situaciones, y no lo digo solo por este caso. Yo no creo que la politica del PC de llamar a votar en blanco fuera correcta. Existìa la posibilidad real de que un no en el referendum pudiera dar en un programa de recortes rebajado, como ya dije en otro comentario màs arriba. Pero el alcance real del referendum era ese, como bien se vio, y eso habìa que decirlo y explicarlo, y no asumarse a las alborotadas expresiones de entusiasmo como las que expuso Astarita.

      Me gusta

      David

      12/07/2015 at 04:19

    • Lo que usted pregunta se viene debatiendo en este blog desde antes, compañero.
      Para empezar desde el marxismo no podemos proponer soluciones “parche” a un sistema en el que no creemos, y, es más, al que responsabilizamos de esta crisis. En segundo lugar, se podría haber llamado a votar el “No” en el referéndum, pero siempre explicando los límites de esta consulta, explicando que no resuelve la cuestión de fondo, que no se va a superar la crisis de esta manera y que no hay que creer en gobiernos socialburgueses que defienden los intereses del capital y no de los trabajadores.
      ¿Es tan difícil de entender? ¿Siempre se cae sobre lo mismo? ¿Tanto cuesta comprender que los marxistas no debemos ocultar lo que pensamos, y que festejar como victorias hechos que ningún beneficio van a traer a la clase obrera solo puede hacer creer a las masas que hay salida en un sistema que solo se encarga de explotarlas?

      Me gusta

      Santiago

      13/07/2015 at 13:37

  7. Estimado Sr. Astarita:

    En primer lugar, gracias por la labor que realiza a través del blog.

    En segundo lugar, quisiera plantearle una situación hipotética: si usted tuviera el poder legislativo y ejecutivo (poderes limitados por otro lado en un Estado capitalista), ¿qué haria o intentaría hacer? Al margen de, como usted bien dice, no mentir sobre las posibilidades reales.

    No sé si dispondría de tiempo para (si, por supuesto, usted lo cree conveniente y constructivo) redactar y desarrollar una nota en este sentido….si la clase trabajadora tuviera consciencia de clase y me pidieran propuestas…

    Por ejemplo, me gusta la intención del siguiente texto: https://marxistaesp.wordpress.com/2015/07/10/3/
    ya que no plantea una crítica a Syriza sin más como mucha gente (no hago referencia a usted), sino un qué haria yo.

    Gracias. Cordiales saludos.

    Pablo.

    Me gusta

    Pablo

    11/07/2015 at 16:01

    • Es imposible estar al frente de un gobierno capitalista (o ser ministro, etcétera) y aplicar una política socialista. “Con la entrada de un socialista en el gobierno, la dominación de clase sigue existiendo: el gobierno burgués no se transforma en un gobierno socialista, pero en cambio un socialista se transforma en un ministro burgués” (Rosa Luxemburgo). Amplío esta cuestión aquí.

      Me gusta

      rolandoastarita

      11/07/2015 at 16:22

  8. Respecto a la soluciones Keynesiana o Liberal (en la interpretacion de Michael Roberts), cual cree que seria la que permitiria un mejor desarrollo capitalista. Ya que ninguna implica menos ajuste para la clase trabajadora. No es un error en los analisis de izquierda pensar que la solucion liberal siempre es un poco peor para la clase trabajadora si lo que solo hacen estas soluciones son permitir la salida de la crisis capitalista, por lo tanto lo que importa es cual de las dos permite un mejor desarrollo capitalista?

    Me gusta

    benjamin

    11/07/2015 at 18:49

  9. Estimado Sr. Astarita:

    Verá, soy consciente de ello. Planteo la hipótesis de que el proletariado (al menos gran parte) ha tomado consciencia de clase y posee poder legislativo, ejecutivo y sindical en un Estado. Este Estado ha de ser burgués, capitalista, pues el modo de producción socialista se ha de construir a partir del capitalista, por lo tanto el primer paso para desarrollar el socialismo será estar al frente de un gobierno capitalista. Sí entiendo, en cualquier caso, que podamos hablar de un capitalismo más desarrolado que el actual y que el vivido por Marx, con bases y formas de transición más desarrolladas como lo son por ejemplo las Sociedades Anónimas y las cooperativas u otras características (como sanidad y educación públicas, que forman parte del salario social…).

    Pero entiendo que el punto de partida no puede ser aplicar una política socialista al frente de un gobierno (Estado) que ya es socialista.

    En tal caso, usted, como persona con capacidad de opinar (no como secretario general omnipotente), ¿qué propondría?

    Por ejemplo, Marx en el Manifiesto Comunista ( http://www.pce.es/descarga/manifiestocomunista.pdf ), en este caso en las páginas en torno a 76, 77, 78, plantea, estando al frente de un gobierno de un Estado capitalista “ir despojando paulatinamente a la burguesía de todo el capital…” e indica, bajo su punto de vista, medidas para transformar el regimen de producción “vigente” (se refiere al burgués). Aparecen 10 en concreto (realmente esbozos, sin desarrollar).

    A eso me refiero, al caso hipotético del proletariado en el poder del Estado griego actual, que no es el caso. En tal situación, qué propondría usted hacer para ir derribando el modo de producción vigente. Hablo de propuestas, mejores o peores, que puedan fallar o no…no le pido que me diga cómo será el modo de producción que está por construir sino medidas que favorezcan su desarrollo.

    Me refiero a, como proletario en el poder de Grecia, propondría, por ejemplo:
    – Redactar y publicar un documento indicando la necesidad de financiación de organismos capitalistas y que por lo tanto, se incrementará la explotación de la clase trabajadora y se verán empeoradas sus condiciones de vida sí o sí…
    – Bajar el IVA de una serie de productos básicos y subir el de bienes y servicios de lujo…
    – Como la deuda se paga con impuestos presentes o futuros, plantear una reforma impositiva más progresiva…
    – Empezar a desarrollar un organismo o mecanismos de control para intentar evitar determinados gastos surgiendo déficits innecesarios, ya que el origen de la deuda es el déficit y la deuda es un negocio de la burguesía financiera y personas en el poder ejecutivo intentarán favorecerlo (auditoría continua)…
    – Nacionalizar determinados sectores (capitalismo de Estado) y solicitar una tormenta de ideas sobre mecanismos de control directo de los productores…
    – No subvencionar sindicatos de modo que se financie con las aprotaciones de los trabajadores…
    – Iniciar un debate a nivel nacional sobre ingresos personales anuales máximos…
    – etc.

    Son ejemplos aunque puedan ser equivocados, nada más. Quiero decir que no creo que usted propusiera para llegar a un acuerdo con los acreedores: subir la edad de jubilación hasta los 70 años a partir del 2016 (que ni siquiera se lo piden), privatizar al 100% educación y sanidad, despido libre sin indemnización, pasar a 9 horas de trabajo diario, privatizar el sistema de pensiones, reducir las vacaciones, apoyar el desarrollo de bienes y servicios dirigidos al mercado exterior (no consumibles por los griegos) y favorecer que la ganancia se reinvierta fuera de Grecia…

    ¿Qué propuestas se le pueden plantear a la troika que sean factibles sabiendo que recaerán sobre la clase trabajadora dado el régimen de explotación pero sabiendo que no es lo mismo por ejemplo trabajar 8 horas que 9?

    P.D.: Estoy de acuerdo con usted respecto a la importancia de no mentir sobre las posibilidades reales.

    Gracias y disculpe el tamaño del texto.

    Me gusta

    Pablo

    11/07/2015 at 19:10

  10. Martín. No hay tergiversación alguna. Altamira habla de ‘rebelión popular en crecimiento’ y advierte que ya hay grupos dispuestos a tomar el banco central por la fuerza.
    Habla de ‘guerra a muerte entre el imperialismo y las masas populares’. Remata con un ‘Viva la revolución popular en Grecia’ (¿Revolución popular?)
    Caso contrario, terminamos como los militantes de PO en Argentina, que cuando se les dice: tu dirigente dijo A, contestan ¡Calumnia¡ ¡Falsificación¡ ¡Afrenta¡ en realidad quiso decir B – C o D.
    El contexto es harto elocuente respecto de que se está refiriendo al comienzo de una revolución.
    Respecto del voto en el plebiscito. Más importante que decir NO o abstenerse, era explicar que con un plebiscito no se para el ajuste requerido por el capital. Lo que se requiere es preparar una revolución proletaria contra el capital, nacional e internacional.

    Me gusta

    AP

    12/07/2015 at 11:31

    • Podemos discutir si hay una rebelión popular en curso o no, pero no podemos hacer malabares con los discursos ajenos. La caracterización es que se dan “los primeros síntomas” de una rebelión popular (masivas movilizaciones como hace décadas no sucedían contra la troika y la ue, e incluso “voces que llaman a tomar el banco europeo si es necesario”, no grupos que estén DISPUESTOS a tomar el banco central).
      Tener que explicarle donde van las comas y los puntos ya es demasiado: “¡Viva la revolución popular en Grecia!¡Por un gobierno de trabajadores!¡por la unidad socialista de Europa!” ¿A usted le parece que esto es una caracterización de lo que está sucediendo? ¿No le da la sensación que es una consigna sobre la lucha que hay que desarrollar?
      Sobre la chicana de “lo que dicen los militantes del PO” no le voy a contestar porque es una provocación infantil (hay por ahí un articulo de Astarita sobre los métodos de debate en la izquierda ¿no?)
      “El contexto es harto elocuente respecto de que se está refiriendo al comienzo de una revolución”. Bueno, pasamos de “Altamira dijo” a “el contexto es harto elocuente”… Altamira no dijo en ningún lado que es el comienzo de una revolución, ni por asomo, si usted en su anti-trotskismo quiere leer lo que se le antoja es otra cosa. Puede consultar cualquier Prensa Obrera de hace un tiempo a esta parte para ver la posición sobre todas las limitaciones del proceso encabezado por Syriza.
      “Lo que se requiere es preparar una revolución proletaria contra el capital, nacional e internacional”. Muy bien ¿usted piensa que va a preparar una revolución absteniendose (a no, cierto que tampoco se abstiene) de las luchas en curso? En el contexto de mayor movilización en décadas donde se decide si aceptar las imposiciones de la troika usted se va a dirigir a las masas diciendo que eso no tiene ninguna importancia, que da lo mismo, lo que tenemos que hacer es preparar una revolución socialista. Con esa política lo único que va a lograr es quedar al margen del proceso que se está desarrollando, por lo tanto su llamado a desarrollar una revolución es simple y llanamente idealista.
      No puedo hacer otra cosa más que defender la posición de los compañeros del EEK (que toman posición, no como usted) que militaron por el NO sin dejar en ningún momento de marcar las limitaciones de Syriza y las traiciones que les tiene preparado a los trabajadores griegros. Si el desarrollo de esta crisis trascendiera a un proceso revolucionario, nuestros compañeros estarían a la altura de disputar la dirección, no como usted, que en un momento de convulsión social no desarrolló ninguna política bajo la consigna (muy común en un grupusculo trotskista) de “ninguna confianza”.
      Saludos.

      Me gusta

      Martín

      12/07/2015 at 18:19

  11. David. En efecto. Los trotskistas en Argentina ven una revolución hasta en la sopa.
    Es un procedimiento ad usum para insuflar bríos en la militancia.
    Soy consciente de que en Europa el grado de asimilación a la ‘vía pacífica’ al socialismo es mayor. Hacia eso vamos, sin prisa, pero sin pausa.

    Me gusta

    AP

    12/07/2015 at 11:37

  12. Pablo. Disculpe que me meta en su interrogante dirigido a Astarita colocado en el podio de estadista.
    El planteo me trae reminiscencias de ‘Socialismo Evolucionista’ de E. Bernstein.
    Me mató lo de ‘tormenta de ideas sobre los mecanismo de control obrero’.
    Saludos.

    Me gusta

    AP

    12/07/2015 at 11:46

    • No me gusta entrometerme en discusiones ajenas pero hay un detalle que ha señalado AP y que me parece relevante. Dice que el punto clave es: “Lo que se requiere es preparar una revolución proletaria contra el capital, nacional e internacional”.

      El problema es que el grueso de las masas (y más en los países desarrollados) no quieren oír hablar de nada remotamente parecido a socialismo (aunque muchas de las mejoras conseguidos en dichos países respondiesen en buena medida a la presión ejercida por el mov. obrero y socialista) y mucho menos de revoluciones armadas (algo que nos debría hacer reflexionar sobre lo contraproducente de dicha vía y sobre la necesidad de recuperar otras vías que fueron abiertas por el movimiento obrero).

      Astarita ha dicho en muchas ocasiones (y es algo que apoyo) que no puede existir un orden amparado por las bayonetas (al menos no por largo tiempo), entiendo por lo que he leído de de AP que estén cansados de que a cada conato se le denomine revolución (lo comparto pues no se trata de eso ni mucho menos) pero como ya hemos dicho alguno aquí el dilema no es: continuidad del sistema vs cambio de sistema/revolución (independientemente de la vía) sino tratar de paliar las consecuencias en una situación de emergencia social máxime cuando si no somos nosotros serán otros quienes vengan (como sucedió en los años 30). Por desgracia algunos entendemos que no nos podemos permitir mantener posiciones “puras” o de independencia (como las llamáis vosotros).

      En último lugar creo que debemos hacer algo de autocrítica ¿Podemos plantear alternativa si no tenemos nada remotamente parecido a un programa y lo reducimos a meras consignas y proclamas genéricas (en el “mejor” de los casos)? Ahí Varoufakis (ya que hablamos del caso griego) creo que dió con el dedo en la llaga de muchos al señalar que posiblemente sea uno de los grandes problema que arrastra la izquierda (al menos la que no pretende ser “continuista” que el sistema).

      Saludos y espero que no se tome mis palabras como una ofensa, son simplemente algunos apuntes críticos.

      Me gusta

      JHaydn

      12/07/2015 at 14:19

  13. Profesor Astarita, una molestia, ¿qué opinión le merece la siguiente nota? http://www.jornada.unam.mx/2015/07/12/opinion/015a1pol

    Me gusta

    Luis

    12/07/2015 at 14:25

  14. Estimado J.Haydn. Sus apreciaciones no son ninguna ofensa. Es un punto de vista honesto expuesto de modo fraternal y merecedor de discusión. Como ya ha sido en el pasado, es un gusto polemizar con usted y no veo problema en seguir haciéndolo, ahora o en el futuro. Saludos.

    Me gusta

    AP

    12/07/2015 at 17:21

    • No dudo de que sean honestas y fraternales. Mucho. Pero son un serio y profundo error.El oponente si usa, y sin freno, bayonetas. Y ejércitos, tropas, tanques, aviones y mucho más que metralletas. Y policia, jueces y leyes. Es decir, se deben usar las armas imperiosa y necesariamente porque ellos si las tienen y las utilizan a diario en contra de las clases obreras. ¿Que es lo que impide hoy a un grupo de obreros tomar su empresa?: las armas. No otra cosa.¿En serio alguien se plantea quitarles los medios de producción a oligarquias ecónomicas y póliticas con sólo discursos ?. No son suficientes las palabras: miles de años de Historia, y Syriza hoy, lo demuestran. En este blog ya se ha dicho que un modo de producción sólo se puede derribar por LA FUERZA. Saludos,

      Me gusta

      antonio

      13/07/2015 at 12:14

  15. Estimado Antonio. Estoy totalmente de acuerdo en que una revolución solo puede triunfar por la fuerza. Esa polémica la hemos desarrollado con argumentos en pilas de intervenciones en este blog, incluso en un intercambio específico con J.Haydn acerca de la posición de Marx. Saludos.

    Me gusta

    AP

    14/07/2015 at 11:02

  16. Martín. Ahora resulta que ‘se puede discutir si hay una rebelión popular en curso o no’. ¿Usted lo discutió en alguna parte o, simplemente dio por buenos los dichos de su dirigente? Compañero. El PO viene hablando de situación revolucionaria mundial desde la fundación de su Internacional. ¿Antitrotskismo? Vieja maña para descalificar argumentos y críticas. ¿Grupúsculo trotskista? No sabía que el EEK tuviera influencia de masas o la fuera a tener por su genial posicionamiento por el NO.

    Me gusta

    AP

    14/07/2015 at 11:11

    • ¿Hasta acá llegaron sus fundamentos? No entiendo para que contesta si no va a decir nada. Ud dice que el PO caracteriza una situación revolucionaria, yo le estoy diciendo que lea lo que dice la Prensa Obrera que justamente no caracteriza de esa manera, mucho menos para Grecia. Si no sigue repitiendo lo que se le antoja una y otra vez. El EEK no tiene influencia de masas, Y ESO TAMBIÉN LO DICE ALTAMIRA. Ahora un detalle importante… Ud plantea que las consignas que milite un partido no tienen influencia en su desarrollo y crecimiento (si el posicionamiento por el NO es acertado estratégicamente, significa un potencial de crecimiento y de mayor influencia sobre las masas. Si no dice nada… queda marginado de la historia donde pretende intervenir).
      Pongo esta cuestión en debate para salir de la postura infantil de “Altamira es malo, desde que nació que dice pavadas”. Sigo entendiendo que usted, si fuera un partido revolucionario, no tomaría posición sobre el problema del referendum; y desde mi punto de vista eso sería caer en un inmovilismo fatal.
      No creo que tenga sentido seguir este debate.
      Saludos

      Me gusta

      Martín

      16/07/2015 at 22:22

  17. Hola Rolando buenos dias, estudio historia y estoy preparando un trabajo para la facultad sobre “la crisis griega”. Me gustaria plantear el problema desde las tres corrientes del pensamiento economico: el marxismo, para lo cual estoy usando tus articulos entre otras cosas, la heterodoxia (más que nada en base a lo que esta escribiendo Paul Krugman), y me faltaria la ortodoxia, para la cual no encontre ningun buen articulo aun traducido al castellano. Te queria preguntar, si no es mucha molestia, ¿a quien podría tomar?, que este escribiendo actualmente sobre el tema.
    Desde ya muchas gracias, siempre son muy claros y explicativos tus articulos.

    Me gusta

    Santiago

    14/07/2015 at 11:40

    • Una defensa de la ortodoxia, y precisamente contra Krugman (aunque este también es neoclásico, a decir verdad) es Jeffrey Sachs. Podés buscar las polémicas de Sachs con Krugman con el buscador.

      Me gusta

      rolandoastarita

      14/07/2015 at 13:06

  18. Hola Rolando.

    Además de felicitarte por tu trabajo en el blog, quiero preguntarte algo sobre una noticia aparecida recientemente en la prensa, sobre el “Plan B de Varufakis” que no llegó a aplicarse. En resumidas cuentas sería, según las noticias:

    “crear un sistema de pagos paralelo que sustituiría al euro en caso de necesidad … se hubieran creado cuentas secretas para todos los ciudadanos y empresas, asignadas cada una al NIF (siglas de Número de Identificación Fiscal) correspondiente, de forma que “de la noche a la mañana” el Estado hubiera podido estar en condiciones de hacer transferencias digitales mediante pagarés. … Un sistema bancario paralelo de estas características hubiera posibilitado hacer frente a una posible asfixia por parte del Banco Central Europeo (BCE), pero, según confesó Varufakis en declaraciones al diario británico Daily Telegraph, el primer ministro nunca le dio permiso para activar el plan… [El] objetivo habría sido asegurar la liquidez del sistema bancario para el caso de que el BCE cortara a los bancos el acceso a los créditos de emergencia, lo que finalmente acabó ocurriendo… “

    Los subrayados son míos. De paso, comento que los parlamentarios burgueses en Grecia pusieron el grito en el cielo frente a este “Plan”. Parece que el condenado a la horca comete un crimen imperdonable si idea alguna forma alternativa de respirar por si lo cuelgan, ya ni se puede mandar a la gente a la horca con un mínimo de garantía, che.

    La pregunta es sobre si estas formas de “monedas paralelas” (como hubo en Argentina 2001 por un tiempo, o también la célebre “moneda Villa”), o en este caso ni eso, una “moneda puramente electrónica” (que formalmente podría haber seguido siendo el euro según pienso) pueden servir para evitar el ahogo compulsivo. De paso, me parece que es una linda forma de desmistificar el fetichismo de la moneda.

    El problema de las monedas paralelas, de enfrentar la “lista doble de precios” como le pasó a Villa, en este caso ni pasaría porque las transacciones electrónicas no distinguirían una de la otra.

    Yo cobro en una cuenta bancaria, el alquiler ya me viene descontado y la tasa por servicio médico también; con transacciones electrónicas pago las facturas de luz, agua, celular, Internet, e impuestos municipales, y de la misma forma recargo mi tarjeta de transporte colectivo. Con la tarjeta de débito compro en el supermercado, la farmacia, o voy al cine, sin tocar un peso. Para compras en pequeños comercios me alcanza una cantidad muy menor de efectivo, que entraría en cualquier política de retiros semanales restrictivos. Yo me podría mudar a la Grecia de Varufakis sin modificar mi vida. ¿Podría ser?

    Me gusta

    indonesio

    28/07/2015 at 21:44


Dejá tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: